Minerales estratégicos que dominan el mundo

noviembre 6th, 2018

Minerales estratégicos que dominan el mundo

Muchos aspectos confusos de la política internacional se podrían fácilmente comprender si considerásemos los movimientos económicos mundiales y las reservas de minerales y petrolíferas que tienen los países implicados.

Cuándo sucede una crisis o cambios políticos en una nación, lo primero que hay que saber es que riquezas en minerales estratégicos o fuentes de producción de energía  tiene; y seguidamente que países la rodean o tienen influencia sobre ella.

Por ejemplo a Arabia Saudí se le consiente sus desmanes por el hecho de que tiene petróleo y lo suministra a países que precisan ese “oro” negro.

Hay que observar también por dónde pasan los grandes oleoductos o las rutas de navegación. España depende, en su mayor grado, del gas natural de Argelia, y de la pesca por sus acuerdos con Marruecos, países con los que debe de tener buenas relaciones y votar a  su favor en los organismos internacionales.

La realidad es que el mundo no está dominado por los políticos, sino por los grandes monopolios y las grandes familias económicas (Rothschild, Rockefeller, etc.), hoy hay que añadir las tecnologías emergentes capaces de producir grandes cambios en poco tiempo. También se comprende la carrera espacial con las empresas privadas por medio, si consideramos la gran riqueza de los asteroides en oro, grafeno, platino, etc.

Dejaremos al margen el petróleo, el oro y los diamantes, para centrarnos en los minerales estratégicos.

Los minerales  estratégicos son unos 35 y son claves para la industria de Occidente. Su extracción es consecuencia de conflictos armados, guerrillas, crímenes que desde los años cincuenta han ocasionado más muertos que todos los habidos en la Segunda Guerra Mundial.

Los más destacados son el oro, platino, diamantes, uranio, cobalto, vanadio, zinc, tungsteno o Wolframio, grafeno y coltán.

Los países en cuyas minas afloran están sumidos en guerras y miserias, y generalmente, gobernados por dictaduras.

El interés de Rusia y EE.UU por Afganistán, no es solo estratégico, este país tiene unos importantes y variados recursos mineros: tres minas de oro, explotadas por EE.UU.; 4 minas de cobre por un valor que se estima en 29.000 millones $, y en las que China ha invertido 2.500 millones de $ para su explotación; dos minas de hierro cuyo valor se estima en 420.000 millones de $; cuatro minas de Litio, y otras minas de Wolframio, plata, esmeraldas, plomo y mercurio. Si añadimos la producción de opio, entendemos los conflictos armados en este país.

Uno de los minerales que se ha vuelto en imprescindible, es el cobalto. Es necesario para las baterías de los coches, aleaciones, imanes, pinturas, electrodos, radioterapia, etc. La Republica Democrática del Congo produce el 40% mundial y posee grandes reservas. Uno de sus más destacados explotadores y compradores es Zhejiang Galico Cobalt & Mickel Materials de China. La realidad es que China domina la explotación del 60% del cobalto que se produce en el mundo.

El coltán es otro mineral imprescindible para microelectrónica, telecomunicaciones, dispositivos electrónicos, baterías, e industria aérea y espacial. Se dice que le Congo tiene entre el 60 y el 80% de sus reservas. Pero también existen importantes yacimientos en Brasil, Canadá, China, Ruanda, Burundi, Etiopia y Rusia. Uganda exporta el coltán que le roba al Congo a Estados Unidos. Destacar que Brasil, por sus reservas de minerales, va tener un papel importante en el futuro.

Hay minas de cóltan para explotar en Egipto, Uganda, Groenlandia, China, Mozambique. También produce coltán Colombia y Venezuela, este último país lo vende a Italia.

Hoy el Congo produce 110 toneladas métrica al año, el 19% de la producción mundial. Pero donde están las mayores reservas, aun sin explotar, es en Brasil (87.000 ton.); Australia (40.500 ton.) y China (7.500 ton.)

La explotación en el Congo es consecuencia de guerras, saqueos, destrucción ecológica y de medio ambiente, asesinatos, etc. Solo las guerras desde 1998 por el control de los yacimientos, han producido más de 5 millones de víctimas.

La principal empresa de explotación de minerales en el Congo es American Mineral Fields, de la que los dos expresidentes Bush eran y son grandes accionista. Hoy EE.UU apoya a Ruanda, Uganda y Burundi contra la guerrilla de Angola, Namibia, Zimbabue, Chad y la milicia de hutus y Mai-Mai.

Entre medio de todo esto está el oro, los diamantes, el platino, minerales para los que habría que extenderse muchas páginas, y que merecen que se les dedique un libro, así como el tungsteno, neodimio y grafeno.

 

Un breve análisis del futuro que viene.

octubre 30th, 2018

Un breve análisis del futuro que viene

 

No especulo, simplemente tengo acceso a rigurosas fuentes de instituciones, fundaciones, Think Tank, centros de prospectiva, donde los mejores analistas exponen su visión del mundo que viene. Existen discrepancias entre estos análisis, pero en general mantienen una línea común, que es lo que vamos tratar

 

Dos hechos son palpables: las nuevas tecnologías y la IA dominaran los próximos años. La conquista del espacio y sus recursos será prioritaria. No nos engañemos, todos los analistas están de acuerdo, el futuro será para los millonarios con sus barrios, sectores o urbanizaciones inaccesibles a los pobres, y en las que tendrán sus espectáculos, clínicas y supermercados, todo ello aislado del mundo y superprotegidos. En realidad ya existen estas urbanizaciones, podría citar varias. Los ricos tendrán acceso a los viajes al espacio, y a los medicamentos para rejuvenecer o técnicas de inmortalidad que llegarán antes de 2045.

 

El mundo ya está repartido. África interior para China (ya la está colonizando), el lejano Oriente, excepto Japón, también; Europa para Rusia; Sud américa para EE.UU. Oriente Medio para el califato turco que está creciendo tras derrotar a ISIS.

 

El segundo mandato de Trump vendrá marcado por un acercamiento entre EE.UU y Rusia. Trump y Putin tienen muchas cosas en común: los dos son conservadores de derechas. Trump le devolverá a Rusia el favor de las “injerencias” que lo llevaron al poder, con su permiso de acercamiento a una Europa que solo le cuesta dinero a EE.UU. Trump también mediara para que se baje la presión del FMI que realiza sobre Rusia. Queda U.K. que se decanta más por China que por EE.UU. Inglaterra sigue el modelo económico de los Rothschild y los Windsor (negocios de oro, armas, etc.), contra el modelo de Rockeffeller (banca financiera), los analistas creen que está ganando el primero.

 

A Rusia le interesa la desmembración de Europa, el Brexit es el comienzo, luego vendrá la Europa de las regiones con la independencia de Escocia, Córcega, la Liga del Norte en Italia, Catalunya, división de Bélgica (flamencos y valones), todo ello ante del 2024, coincidiendo con la crisis de las coronas europeas, que se desatará con la muerte de la Reina Isabel de Inglaterra y los problemas de su sucesión en alguien que no quiere el pueblo inglés.

 

España se enfrentará a la inmigración que pretende islamizarla convirtiéndola en una teocracia islamista. Arabia Saudí ha  invertido miles de dólares en mezquitas. Marruecos reivindicara Ceuta y Melilla. Dos potencias tienen interés por España: Rusia que ya ha aposentado grandes fortunas en el país; e Israel que ve con buenos ojos una Catalunya independiente, entre otras cosas porque tiene 2.500 empresas en ella.

 

Francia se alejará de EE.UU. y se aproximará a Rusia. Alemania es una incógnita en la que corre peligro su unidad, Baviera puede ser de la ultraderecha. Sin Ángela Merkel se abre nuevos horizontes para análizar.

 

La victoria de la ultraderecha en Brasil puede significar un acercamiento de EE.UU. La puerta, a través de un país potencialmente grande, para entrar en toda Sudamérica. No nos extrañemos que EE.UU. rearme Brasil igual que hizo con Arabia Saudí.

 

Arabia Saudí ve la necesidad de invertir en otros negocios, el petrodólar flojea, las industrias de los plásticos quieren quitarse este material de encima antes que les obliguen las leyes, la industria del automóvil apuesta por el coche eléctrico, paneles solares y energías alternativas prescinden del petróleo. Ahora privan los minerales exóticos: el cobalto, vanadio, zinc, uranio, tungsteno, uranio, grafeno y coltán, imprescindibles para el desarrollo de las nuevas tecnologías. En una próxima ocasión hablare de estos minerales, para que sirven, quién los tiene. Con esta información se puede ver muy clara la estrategia de las grandes naciones y el porqué de muchas cosas.

 

Un mundo será sólo para ricos. La clase media estará mejor que en pasado, pero seguirá siendo una masa que hay que manipular y vigiar. Los pobres será cada vez más pobres, es la supermasa que representa una carga, pero como no tienen armas no son una preocupación.

La guerra secreta del espacio

octubre 10th, 2018

La guerra secreta del espacio

 

Estamos lidiando una ciberguerra secreta mundial no declarada, de la misma forma que hubo una guerra fría cuyos acontecimientos históricos se han ido destapando con el paso de los años. Hoy no solo estamos enfrascados en esa ciberguerra, sino que además se está desarrollando una guerra secreta en el espacio.

 

El pasado 9 de agosto de 2018, Donald Trump anunciaba la  creación de las Space Forces, con el fin de tener el dominio de del espacio. En realidad la creación de las Space Forces no es más que una legalización oficial de la ampliación del teatro de operaciones de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos; la unificación de la Space Development Agency, las misiones del Space Missile Command de las Air Force, las Space Operation Forces y el Air Force Space Command, toda una serie administraciones logísticas que quedarían unificadas en las Space Force.

 

En realidad el espacio ya es un escenario de operaciones secretas con satélites espías y extraños sucesos de los que apenas sabemos nada como ocurrió en la “guerra fría”. Pero ahora ha entrado en ese escenario un nuevo protagonista: China.

 

China, al margen de todo su proyecto espacial que incorporan para los próximos años su propia estación espacial y el envío de astronautas a la Luna y Marte, ha encendió la alarma roja cuando en 2007 destruyo con un misil un satélite de su propiedad de 750 kilogramos de peso, situado a 860 kilómetros de altura. En 2008 un satélite chino de la serie “acechadores del espacio” llego hasta 45 kilómetros de distancia de la Estación Internacional  Espacial sin ser detectado. Y en 2013 China lanzó los satélites CX-3, CY-7 y SJ-15, y en el espacio, uno de ellos que iba dotado de un brazo robótico agarró, a modo de prueba, a otro de los satélites.

 

La realidad es que Estados Unidos reaccionó en 2010 con el lanzamiento secreto del X-37B, un avión sin pilotos que estuvo realizando misteriosas misiones. El X-37B es un dron de 2,9 metros de altura, 8,9 metros de largo y un peso de 4.999 kilogramos, que ya ha realizado cuatro misiones, una de ellas de 718 días en el espacio. En la actualidad acumula 2085 días en orbitas OTV, en las que se desconoce sus objetivos concretos, al margen del espionaje.

 

El 8 de enero de 2018, un cohete Falcón-9 de SpaceX, lanzaba el ZUMA, un satélite espía ultrasecreto construido por Northop Grumman Corp, para los servicios de inteligencia de Estados Unidos. Pero por un falló ajeno a SpaceX (un adaptador de carga útil que no desengancho el satélite del cohete que había sido montado por Northop Grumman Corp) el satélite se perdió en una órbita entre 150 y 1000 kilómetros de altura. No es la primera vez que se pierden satélite espías, en noviembre de 2017 la Agencia Espacial rusa anunció que había perdido el contacto con el satélite Meteor M2-1, satélite “meteorológico”. La pérdida del ZUMA pasaría como un accidente más, si no fuera porque su precio era de 3.500 millones de dólares, y el hecho de que nadie sabe a qué estaba destinado. El ZUMA terminará por caer y no se sabe dónde, su búsqueda por lo menos ha servido para que se encontrase el satélite IMAGE de la Nasa que se perdió hace 12 años.

 

Un misterio más. El 20 de diciembre de 2017, el general Jean-Pascal Breton de los comandos interarmados del espacio francés, anunciaba que habían constado maniobras de aproximación de otros satélites para realizar observaciones de los satélites franceses. Destacaba el general que varios satélites franceses habían sido inspeccionados por objetos del tipo de “satélites inspectores”. El general Breton destacó que al examinar clichés de uno de los satélites de comunicaciones, el Syracusa, vieron que en 2011, 2013 y 2015, otro objeto, de tamaño más pequeño se encontraba en su proximidad, posiblemente con sistemas de escucha.

 

Como destacaba al inicio, no solo estamos inmersos en una ciberguerra, sino que en el espacio se está librando una guerra fría, en la que satélite toman posiciones estratégicas, se espían comunicaciones y se lucha por obtener el dominio de un medio que debiera de considerarse solo como un lugar de investigación de la ciencia.

Comentarios desactivados en La guerra secreta del espacio

Un cóctel en Marte (a los cocteleros del futuro)

septiembre 28th, 2018

 

 

Un cóctel en Marte  (A los cocteleros del futuro)

Imagínense sentado en el interior de una cúpula instalada a 21 km de altura en una de las faldas del cono del volcán Olimpia en Marte, después de haberlo escalado con un tercio del esfuerzo que les costaría alcanzar la cumbre del Everest en la Tierra. Una vista impresionante del planeta rojo, y para beber el cóctel del día: un Ray Bradbury con vodka, tomate, un pepinillo y una pequeña sombrilla de aluminio para, más teóricamente que práctico, impedir que la radiación cósmica llegue a la bebida.

Los colonos de Marte también podrán degustar una bebida alcohólica elaborada en el planeta rojo. ¿Podrán beber un whisky, vino, cerveza? No va a ser tan sencillo. Para saber que bebidas exóticas con alcohol podrán beber, tendremos que hacer un análisis del suelo marciano y descubrir que minerales oculta y que productos agrícolas podemos elaborar. Es decir, con que ingredientes contamos para realizar un cóctel o algún tipo de agua ardiente.

Las condiciones físicas en Marte son diferentes a las de la Tierra. Los cultivos que se realicen deberán crecer en el interior de estructuras presurizadas, en una agricultura hidropónica y aeropónica  Y los agricultores deberán de cultivar utilizando la tierra y el agua marciana.

Afortunadamente la tierra de Marte, analizada por los rover en sus laboratorios portátiles, es rica en minerales vitales para la vida humana, tales como el magnesio, sodio, potasio, cloro. Recordemos que el potasio es una de los iones que activa los núcleos de las neuronas cerebrales para que podamos pensar, reaccionar muscularmente y realizar acciones. En la Tierra no tenemos problema de potasio (k), abunda en los plátanos y en los rabanitos. Pero en Marte tenemos pocas posibilidades de crear árboles que produzcan plátanos. Así que, cuando tengamos déficit de potasio, síntomas caracterizados por calambres, tendremos que buscarlo entre los minerales del suelo marciano y sintetizarlo en forma de comprimidos.

La empresa Budweiser está investigando la posibilidad de elaborar cerveza en Marte. La ESA puso en marcha, hace tiempo, el proyecto Melissa para preparar todo lo que necesitarían los colones marcianos para ser autosuficientes en su alimentación, y varios viticultores, uno de ellos de Lanzarote y otro de Francia, estudian la posibilidad de crear parras en el planeta rojo para elaborar vinos de denominación de origen Marte. En Lanzarote imaginan los viñedos en hoyos protegidos como se hace en esa isla. En Castilla-La Mancha, han desarrollado el proyecto “Quijote innovation”, que también considera los viñedos como algo posible en Marte: La Universidad de Wageningen ya ha logrado cultivar diez vegetales simulando la condiciones marcianas. La sorpresa es que en condiciones adecuadas podemos tener en Marte tomates, rábanos, pepinos, hierba buena, centeno, patatas y espárragos.

La posibilidad de vinos marcianos es algo que estudia un consorcio formado por SpaceX y las universidades de Burdeos y Minnesota. Sus investigaciones les han llevado a crear híbridos americanos (Vitis Viparia y Vitis Labrusca) con especies europeas (Vitis Vinifera). En Marte las cepas estarán cultivadas en hidropónicas, sobre un sustrato artificial en el que se hará circular agua dosificada con elementos nutritivos. Por supuesto la tierra marciana, removiendo unos dos centímetros de regolitos de la superficie e hiperoxidándolos, debajo de ellos hay arcilla gris que se regaría para descomponer los óxidos restantes, y todo se equilibraría con hierro, manganeso y calcio con basalto marciano pulverizado. Lo único artificial serían los nitratos. Incluso se ha pensado bautizar la primera añada de cepas rojas con el nombre del astronauta Mike Collins del Apolo 11, gran amante de los vinos.

Nuestro futuros cocteleros dispondrán para elaborar sus cócteles de zumo de tomate y de espárragos, estos últimos abundantes gracias a los suelos alcalinos marcianos. Pero es que además tenemos centeno y patatas, productos que sirven: el centeno para elaborar agua ardiente, cerveza, vodka y algún tipo de whisky; y las patatas para elaborar vodka. Incluso tenemos hielo de los casquetes polares de Marte, para presentar nuestra bebida “on the rocks marcianas”.

Tenemos todos los elementos para que la profesión de coctelero siga extendiéndose más allá de la Tierra. Podemos elaborar un coctel con zumo de tomate, vodka o whisky, incluirle un rabanito, pepino o mini coliflor, una hierba buena, una sombrilla de papel de aluminio, podemos bautizarlos con nombres tan sugerentes como: “Vértigo del Olimpus”, Marcian Whisky Sour”, “Reed Sunset”, “Spatial Stone Cooler”, etc.

Tengo que añadir que fuera de las zonas presurizadas que se construyan, las bebidas están sujetas a la menor presión de Marte que provoca que no asciendan las burbujas carbonatadas y el gas y el líquido no se separa, por lo que una cerveza solo sería espuma. También el agua de Marte tiene una mayor salinidad, aunque contra eso hay remedio. La gravedad menor que en la Tierra, no parece que vaya a influir en los bebedores marcianos según las pruebas que ha realizado la Nasa. Tenemos la ventaja que en Marte nuestro corazón bombea más despacio, al tener una gravedad inferior a la Tierra, somos más livianos, con una sangre menos pesada…en la que puede circular un poco de alcohol cada día.

Comentarios desactivados en Un cóctel en Marte (a los cocteleros del futuro)

No somos homo sapiens, somos homo neuroticus.

septiembre 25th, 2018

No somos homo sapiens, somos homo neuroticus

Somos una civilización que está mentalmente “tocada”. El que esté libre de una neurosis, bloqueo, trauma o males peores…que tire la primera piedra. Por supuesto me incluyo yo, no vayan a pensar que me escaqueo. Ahí estamos todos desde el Papa hasta el último monaguillo. Hemos evolucionado del homo sapiens (si alguna vez lo fuimos) al homo neuróticus.

Somos una sociedad enferma persiguiendo el poder a través de las corrupciones y mentiras (ahora se llaman fakes news y deepfake) y estafas. Toda una serie de comportamientos que revelan el malvado entramado de nuestra mente.

Somos así porque nos han educado competitivamente con el objetivo de arrasar sin piedad a nuestros adversarios. Somos así porque, en ocasiones, una proteína mal doblada invade nuestro cerebro, un gen heredado nos convierte en crueles, una infancia con un entorno violento nos transforma el cerebro. Somos, en muchas ocasiones, lo que vemos, y el espectáculo no es apto para menores. También somos consecuencia de la mierda que comemos cargada de metales tóxicos que alteran nuestro cerebro más de lo que creemos. Somos así por el alcohol que consumimos. Sépase que hay en el mundo occidental, 263 millones de hombres y mujeres que padecen trastornos por el consumo del alcohol.

Millones de personas adolecen de trastornos bipolares, son gente con perturbaciones de ánimo y de energía que pueden ser bajos o exageradamente altos. Unos estados que afectan a la cognición.

Una de cada cien personas es narcisistas, individuos con una admiración exagerada por sí mismos y con una exaltación de su ego. El 1% de la población mundial, setenta millones, es esquizofrénica, es decir, tienen alteraciones en la percepción de la realidad que les induce a un pensamiento desordenado con alucinaciones. Existen entre nosotros incontables paranoicos, seres narcisistas con grandes frustraciones que desconfían de todo lo que los rodea, son seres inseguros, hipocondriacos que confunden la realidad, peligrosamente muchos de ellos se sienten elegidos para salvar al mundo. Otro 1% de la población son psicópatas, seres con un coeficiente de inteligencia muy alto que les permite acceder a carreras universitarias y llegar a ser grandes cirujanos, psiquiatras, artistas, políticos. Son astutos, ingeniosos, manipuladores, seductores y persuasores, aspectos que saben manejar con gran encanto y carisma. Saben deducir lo que piensan las otras personas, pero en realidad son insensibles, carecen de emociones y de empatía. Ese 1% representa más 70 millones en el mundo, así que si está en un lugar público puede, sin saberlo, tener sentado uno a su lado, o si trabaja en una gran multinacional tenerlo de compañero.

Uno de los aspectos que más se generaliza en nuestra sociedad es el sadismo, ese placer que obtienen algunos sujetos por infringir dolor a otras personas, por humillarlas, torturarlas, violarlas o infringirlos sufrimientos psicológicos. Es  una conducta cruel que tienen muchos individuos, que se dispara en los conflictos bélicos con matanzas innecesarias, con torturas a prisioneros practicadas por militares, o policías. Un trastorno psicológico que cada vez es más frecuente y del que se desconocen unas causas concretas. ¿Qué convierte a un sujeto normal en un monstruo torturador? En muchos casos es el hecho de haber sufrido situaciones familiares de este género, en otras haber vivido años en un país con un conflicto bélico, dos casos en los que individuo sádico a aprendido por modulación.

Al margen tenemos millones de delincuentes y millones de drogadictos y millones de fanáticos religiosos dispuestos a matar por sus creencias.  Sin contar aquellos exaltados egos dominantes o violentos con su entorno social, laboral o familiar. O comportamientos como la de los pederastas, algunos con alza cuellos que debieran haber dado ejemplo y no arruinar psicológicamente la vida de miles de personas.   No es un panorama muy alentador, no me extraña que los extraterrestres no quieran contactar con nosotros. A veces parece que vivimos en  un manicomio.

Tratamos de contener el tsunami de perturbaciones mentales con fármacos y  hemos convertido las pastillas en un hábito, en algo necesario, indispensable, primordial, imprescindible. Vivimos en el siglo de las píldoras con un 75% de la población enganchada a los fármacos. Se toma éxtasis para poder estar a la “altura”; metanfetaminas para calmar el estrés; las píldoras anticonceptivas para no quedarse embarazada, y cuando estas fallan, el RU-486 para abortar; Prozac para evitar la depresión; Valium y otros ansiolíticos para la ansiedad; somníferos para poder dormir; Viagra para poder tener una erección; Xenical para vencer los problemas de la obesidad; insulinas los paranoicos; antipsicóticos para los trastornos de bipolaridad; Seroxat contra la timidez y para aumentar los niveles de seratonina en el cerebro y recuperar la euforia y la confianza en uno mismo. Y ahora el Modalfinilo y otros psicotrópicos para aumentar la concentración, memoria y actividad neuronal. Total toda una civilización enganchada a los fármacos, dependiente de estos y tutelados y regidos por ellos.

Menciono todos estos comportamientos sociales para destacar que nuestra civilización, vista para otros seres más evolucionados del cosmos, convierte a nuestro planeta en un lugar extremadamente peligroso. ¿Ustedes contactaría con una civilización tan salvaje? Una civilización con un planeta lleno de seres con conductas inhumanas, con conflictos armados, con matanzas, con miles de niños muriéndose de hambre, con tratos crueles a los animales, con peligrosos seres sanguinarios, brutales y desalmados. Nadie con un solo dedo de juicio intentaría contactar con un mundo así. Sería como meterse con un pulsera y un reloj de oro en el Harlem neoyorquino a las dos de la madrugada, o pasear por los arrabales de México con un descapotable fumando un habano. No nos extrañe que civilizaciones más avanzadas no quieran contactar con nosotros, somos una civilización que aún vive en la barbarie, somos seres que solo nos interesa un contacto con los extraterrestres para beneficiarnos de sus avanzadas tecnologías y poder dominar con ellas a todos los países  de la Tierra.

 

 

 

 

Comentarios desactivados en No somos homo sapiens, somos homo neuroticus.